“El servicio no vale un boleto a 65 pesos”, dijo la referente de la Asamblea Vecinalista de Paraná, Alicia Glauser • Adelantó que solicitarán al Ejecutivo municipal “que se rescinda el contrato de concesión a las empresas prestatarias”.

Buses Paraná, la empresa prestataria de los servicios de transporte público de la capital provincia, elevó al Municipio de Paraná un pedido para aumentar el boleto de colectivo de 29 pesos a 65 pesos. Ante ello, la Asamblea Vecinalista mantuvo este lunes la primera reunión oficial en la que discutieron el tema y decidieron rechazar de plano este aumento.

“Durante la gestión de Sergio Varisco se armó un pliego a la medida de la empresa concesionaria dejando de lado los requerimientos de los usuarios. Aún así tampoco cumplieron y prestaron un servicio completamente deficitario”, dijo Galuser.

Recorridos cada vez más cortos, menor cantidad de unidades en circulación, faltante de garitas y pocas frecuencias fueron algunos de los puntos que la Asamblea enumeró para justificar ante el Municipio la necesidad de repensar un nuevo transporte público en la ciudad.

“Hemos presentado numerosos proyectos para un transporte público diferente que contemple, por ejemplo, cooperativas”, mencionó la referente al tiempo que adelantó que también volverá a exigir la puesta en marcha de las líneas interurbanas del tren.

Por último, reiteró que la Asamblea Vecinalista rechaza el pedido de aumento de 65 pesos: “Incluso los 45 pesos que plantea el Municipio es muy elevado teniendo en cuenta que los usuarios, en su mayoría estudiantes y trabajadores, no vieron incrementados sus ingresos”. Por ello, solicitaron que se retomen las reuniones con funcionarios “para continuar bregando por servicios de calidad, en defensa de los derechos de los usuario”. (Fuente: APF)