POR UN FRENO EN EL CONSUMO INTERNO Y LAS EXPORTACIONES, CAYÓ LA PRODUCCIÓN DE HUEVOS ENTRE UN 2% Y UN 4%

Según un relevamiento de la Cámara de Productores Avícolas de la República Argentina, además del freno en las exportaciones, también disminuyó el consumo interno debido a la baja en el poder adquisitivo de los consumidores.

Según un análisis de la Cámara de Productores Avícolas de la República Argentina (CAPIA), todo indicaría una disminución en la producción de huevos de gallina en el orden del 2% al 4%.

Javier Prida, presidente de CAPIA, explicó: "La disminución se debe a que las exportaciones no acompañaron como realmente necesitábamos y además, en los últimos dos meses -octubre y noviembre-, hubo un freno en el consumo interno que se debe a la caída del poder adquisitivo del consumidor".

Al respecto, argumentó: “El huevo no subió el precio en los dos últimos meses; ocurrió al revés, como se vende menos, bajó el valor”

En paralelo, de acuerdo al IPOD -Índice de Precios en Origen y Destino- de noviembre de CAME, el huevo fue uno de los productos que menos brecha registraron, donde el productor pagó apenas 2,51 veces más de lo que recibió el productor.

Para tomar dimensión de lo que fue el 2018 para la producción avícola, el titular de CAPIA recordó que de enero a febrero fue de menor a mayor rentabilidad. Marzo, abril y mayo fueron muy buenos, y a partir de junio empezó a complicarse. "De agosto a esta parte del año fueron meses que fue decayendo sistemáticamente la ganancia, pasando de rentabilidades nulas a pequeñas, a tener pérdidas", y agregó: "Las pérdidas no son mayores porque hemos tomado la decisión de achicar la oferta, y para eso hay que tener menos animales en producción".

Según Prida, la actividad se encuentra en "crisis" con un alto nivel de carga impositiva, y como el resto de los sectores de la economía, ha sido golpeada por la desaparición del crédito y la financiación.

ESCENARIO 2019

Al ser consultado por Infobae, sobre las expectativas del sector avícola para el próximo año, Prida fue claro y contundente: "Vamos a arrancar un primer trimestre que va a ser muy complicado", y argumentó: "Estamos viendo, las órdenes de compra de las grandes alimenticias son sensiblemente inferiores a las del año pasado y las cifras de embarques de exportación tampoco son buenas".

Si bien el 97% de la producción de huevos se destina al mercado interno, la exportación ayuda porque pequeños excedentes se canalizan al exterior, y permiten tener sostenido el mercado doméstico.

Con cierta dosis de optimismo, Prida expresó: "Esperemos que en marzo, abril, tanto el consumo interno como las compras en el exterior se empiecen a dinamizar".

BAJA DE IVA Y TRAZABILIDAD DEL LOTE

Una vez más, Prida reclamó de manera urgente la rebaja del IVA del 21% al 10,5% y la trazabilidad de lote. En este sentido, explicó: "Si no tenemos trazabilidad, no sabemos fehacientemente cuántas gallinas tiene cada productor. Actualmente, lo único que podemos tener es un número bastante aproximado de la cantidad de aves que hay en el país. En cambio, con una pequeña resolución del SENASA y con un sistema informático amigable podemos transparentar el negocio, y así formalizar y dar competencia más equitativa".

Luego, finalizó: "Si no se conoce la trazabilidad del lote, el que hace las cosas mal las va a seguir haciendo y el que las hace bien se va a seguir fundiendo". (Fuente: Infobae)

Fuente: (valorlocal.com.ar)