Este ciclo, la superficie del cereal repuntó un 17% respecto a la anterior (63.500 hectáreas versus 54.200 hectáreas). La mejora en el precio internacional, la causa del cambio.

El área sembrada de arroz en Entre Ríos venía de sucesivas caídas que ponían en alerta a todo el sector a nivel provincial.

Sin embargo, luego de cinco temporadas, la superficie cultivada en 2020/21 en esa provincia repuntó y llegó a las 63.500 hectáreas, lo que representa un 17% más que el ciclo anterior, según informó el Sistema de Información de Bolsa de Cereales de Entre Ríos (SIBER).

Para esta temporada, en concreto el incremento fue 9.300 hectáreas, respecto a las 54.200 hectáreas sembradas en 2019/20..

De acuerdo a los datos que maneja la Bolsa, la principal causa de la expansión del cereal se relaciona con la suba del precio internacional que permitió reducir los costos productivos y le otorgó nuevamente competitividad frente a otros cultivos.

Las localidades de Villaguay (28%) y San Salvador (16%) fueron los departamentos con mayor participación en la superficie sembrada en la provincia. Ambos, además, contribuyeron con el 72% de las 9.300 hectáreas extras implantadas en el presente ciclo agrícola.

  • CONDICIÓN DEL CULTIVO

El estado fenológico en la provincia abarca desde lotes que se encuentran en inicio de floración (siembras tardías) hasta sitios próximos a ser cosechados (siembras tempranas).

Según datos del Sistema de Información, este señaló que el estado general del cultivo se ubica en “muy bueno” 9%, “bueno” 83% y “regular” 8%.

Entre las principales limitantes del ciclo está la baja densidad de plantas por hectárea, lo cual es una limitante para alcanzar el máximo potencial de rendimiento. (Fuente: Infocampo)