Un grupo integrado por 10 emprendedores y empresas entrerrianas que se desempeñan dentro de la Economía del Conocimiento son finalistas del Concurso de Ideas del Distrito del Conocimiento de Paraná.

Los proyectos pasarán a una instancia de talleres, capacitaciones y tutorías a cargo de grupos de Investigación y Desarrollo de universidades, centros tecnológicos regionales y consultores privados para definir un modelo de negocios sustentable para cada caso. Identificarán oportunidades y diseños del modelo de negocios y la comunicación pertinente para ofertar su producto o servicio.

 

Los emprendimientos seleccionados son: Grow Mat, ligada a la generación de biomateriales para packging a partir de la utilización de restos orgánicos de la producción agrícola; Sonda Óptica Bluetooth, de desarrollo de una interfaz para lectura de medidores eléctricos en forma inalámbrica; VZ Ingeniería, de utilización de energías alternativas para reducir el consumo eléctrico en las piletas de natación domiciliarias; AR Sense, empresa de tecnología dedicada a la fabricación de sensores de bajo costo para monitoreo ambiental, monitoreo de bases industriales, de agua de suelos.

 

También, EduLabs, proyecto elaborado por un grupo de estudiantes que busca armar una plataforma virtual que les permita, puntualmente a los estudiantes de Bioquímica o carreras relacionadas, poder tener un acercamiento más interactivo a lo estudiado en sus carreras a través de un simulador de laboratorio; Cuántico Technology, un proyecto con tecnologías de bajo costo, con pequeñas computadoras y mediante inteligencia artificial para hacer conteos de personas y/o vehículos en lugares abiertos; Proyecto Cubito; un videojuego educativo orientado a chicos de escuelas primarias, para poder interactuar entre los alumnos y los docentes modelando objetos en tres dimensiones.

 

Los restantes proyectos seleccionados fueron: Un viaje emocional, un juego a través del cual se brindan diferentes herramientas para trabajar la inteligencia emocional tanto con niños como con adultos; Pular, una startup de base tecnológica que se encarga encarga del mantenimiento del agua de las piletas a través de la generación de cloro in situ, evitando al usuario tener que dosificar el cloro y evitando a su vez el desperdicio de agua; y Eterland, un espacio virtual donde las personas puedan honrar a otro haber vivido y también permitir a la gente hacer las despedidas que quieran, idea surgida a partir de la pandemia.

 

El secretario de Ciencia y Tecnología de Entre Ríos, Jorge Gerard, dijo al respecto: “Esta es otra muestra del potencial innovador científico y tecnológico que tiene nuestra provincia. El gobernador Gustavo Bordet nos señaló desde un primer momento la importancia de fomentar el desarrollo de la ciencia y la tecnología como una forma de fortalecer el capital humano entrerriano, para que este pueda aportar sus conocimientos en pos del crecimiento de la provincia”.

 

En ese marco el funcionario precisó que “el ministro de Producción Juan José Bahillo nos ha encomendado apoyar a estos y todos los proyectos relacionados a la Economía del Conocimiento, bregando por una mayor radicación de investigadores y un mayor compromiso de la actividad de instituciones científicas nacionales en nuestra provincia”.

 

Gerard destacó el trabajo en conjunto con la Municipalidad de Paraná, que permitió poner en marcha el Distrito del Conocimiento que brinda respaldo a emprendedores y empresas. (Fuente: Prensa Ministerio de Producción)