La bolsa porteña caía tras los primeros negocios del viernes por selectivas toma de ganancias ante crecientes dudas locales y externas, dijeron operadores. Los inversores se mantenían atentos ante tensiones económicas y políticas domésticas a pocas semanas de una crucial elección legislativa en medio de una alta inflación y una fuerte emisión monetaria.

En tanto en el contexto externo influyen las tensiones políticas en Brasil, principal socio comercial de Argentina, luego de la renuncia de funcionarios del Tesoro.

El índice S&P Merval de Buenos perdía un 0,87%, a 86.039,90 unidades a las 11,10 de la mañana, tras marcar un récord histórico de 87.157,62 puntos intradiario el miércoles.

En el panel líder de la Bolsa porteña, los papeles de Pampa Energía y Grupo Supervielle anotaban bajas de 3,08% y 3,04%, en ese orden. En sentido contrario, las acciones de Edenor y Cablevisión sumaban 4,33% y 3,52%.

Con la misma sintonía que la Bolsa porteña, los ADRs de empresas argentinas en la Bolsa de Nueva York marcaban mayoría de descensos, en una jornada en la que Mercado Libre lideraba ese lote con un retroceso de 4,5%.

En el segmento de renta fija los bonos en dólares registraban tendencia dispar, mientras que los títulos en pesos cotizaban con alzas de hasta 0,7%. Así, el riesgo país se mantenía sin cambios en 1.652 puntos básicos.

Wall Street, el principal mercado de referencia, operaba mixto en una nueva sesión marcada por la volatilidad financiera, producto del impacto de la pandemia de coronavirus en la economía global. Y por dichos del titular de la Reserva Federal de los EEUU, Jerome Powell, que señalizan un retiro de los estímulos monetarios más temprano de lo esperado.

El gigante inmobiliario chino Evergrande pareció evitar un impago con un abono de último minuto de los intereses de un bono, dijo una fuente a Reuters el viernes, ganando otra semana para lidiar con una crisis de deuda que amenaza a la segunda mayor economía mundial.

(Fuente: Infobae)