De acuerdo con los datos relevados por la Federación Comercial de Córdoba (Fedecom) a través de sus Cámaras y Centros Comerciales adheridos, la venta ilegal se incrementó 20% en relación a diciembre de 2019.

Según el detalle del relevamiento que se realizó entre el 14 y el 21 de diciembre en 42 localidades de la provincia, para 55% de las localidades involucradas el alza interanual de la venta informal fue de 20%, mientras que un 25% expresó que el aumento alcanzó el 30% respecto al año anterior. De este modo, más de 75% de los consultados expresó que la venta ilegal en sus diferentes formatos se hace presente con intensidad media/alta, lo que la transforma en un agravante para la situación del comercio formal establecido en la localidad.

  • CIERRE DE LOCALES COMERCIALES

Sin que se atribuya de manera directa al fenómeno de la venta informal -aunque sume- y sí pueda adjudicárselo a la crisis macroeconómica reinante que se vio agravada por el contexto sanitario derivado de la pandemia de coronavirus, 10% de los locales comerciales de la provincia cerraron sus puertas (comercios físicos) enel último semestre.

Así se desprende de otro relevamiento que realizó la entidad federada en el territorio provincial, según el cual se pudo determinar que la mayor incidencia del cese se dio en Agencias de viajes, excursiones, paseos y travesías; Alojamientos (hoteles, hosterías, hospedajes); Bares y restaurantes; Joyería, relojería y bijouterie; y Salones de fiestas y recreación.

Con mediana intensidad alcanzó a Centros de estética; locales de comercialización de Calzados y marroquinería; Indumentaria; Electrodomésticos y artículos electrónicos; y Bazar y regalos.

En tanto, la incidencia fue menor en comercios de Artículos deportivos y de recreación; Juguetería y librería; Perfumería; y Muebles y decoración.

Las localidades más afectadas con el cierre de comercios –con un promedio que sube hasta 20%- son Balnearia, General Levalle y Mina Clavero.

En Río Cuarto, el cese de la actividad llega a 15%, en tanto que en Villa María se ubica en torno a 12,5%.

Por su parte, en la ciudad de Córdoba la incidencia es del 10%, aunque si se hace foco en la zona céntrica, el efecto aumenta hasta el 18%.

Sin controles a la venta ilegal, aunque con fiscalizaciones por parte de la DGR

En relación a los controles realizados por las autoridades locales en relación a la venta informal, el 45% de las Entidades Empresarias que conforman la Fedecom expresó que las medidas de control resultan “insuficientes” para combatir este flagelo; mientras que un 35% expresó que los controles directamente “no se aplican”.

La venta ilegal asume principalmente la forma de comercialización vía redes sociales y en casas particulares, siendo los principales rubros afectados la Gastronomía, la venta de Indumentaria, Juguetes y Artículos electrónicos.

Muy por el contrario, la Dirección General de Rentas de la Provincia, dependiente del Ministerio de Finanzas de Córdoba, continúa realizando fiscalizaciones direccionadas sólo al comercio formal, fundamentadas en un comunicado de prensa de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) correspondiente a abril de 2019, en el que se “estima” que en promedio, las operaciones de ventas en efectivo de los comercios minoristas de todo el país son de al menos un 35% del total de las realizadas.

La Federación solicitó a la Provincia –a través de una misiva enviada la semana pasada al ministro de Finanzas, Osvaldo Giordano- que se dejen sin efecto los procedimientos. Sin embargo, a principios de esta semana se realizaron nuevos en comercios de la ciudad de Villa María y Alta Gracia, que se suman así a los ya ejecutados en Marcos Juárez, en donde se les solicitó a los comerciantes notificados que “justifiquen” el alcance de ese porcentual (35%) en cuanto al medio de pago, teniendo como fecha límite para ello el 24 de diciembre.

“Lamentamos y repudiamos la decisión de Rentas de llevar adelante esta acción, invocando un relevamiento que se realiza a nivel nacional y que incluye diferentes rubros cuya ponderación y análisis metodológico no podría de ninguna manera ser aplicado taxativamente a nivel provincial”, reiteraron las autoridades de Fedecom.

“Siendo el peor año de la historia para el sector tras 33 meses de caída en las ventas minoristas en nuestra provincia, es inconcebible este accionar que sólo entorpece y persigue a quienes sostienen el sistema tributario”, se agregó.

“Lamentamos también la falta de empatía para con el comercio de Córdoba, que esperaba en el marco de las ventas de Navidad dedicarse de pleno a trabajar para seguir sosteniendo las fuentes de trabajo y, en lugar de ello, deberá dedicar tiempo a justificar preceptos infundados”.

Al mismo tiempo, la Fedecom dejó en claro que considera oportuno que en lugar de que se utilicen las estadísticas realizadas por entidades gremiales empresarias con un fin persecutorio de contribuyentes formales, las mismas sean tenidas en consideración para la elaboración de políticas públicas que acompañen el sostenimiento del sector.

En el mismo sentido, Fedecom se manifestó a favor de un escenario impositivo que incluya a todos los comercios.

Es menester agregar que todas las presentaciones cuentan con el aval de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME). (Fuente: FEDECOM)