El valor total facturado en julio fue de USD 193 millones, 16% menos que en el mismo mes de 2020 y “una de las cifras más bajas de los últimos dos años”, informó el Consorcio de Exportadores de Carnes Argentinas.

Las exportaciones de carnes bovinas registraron en julio una baja de 1%, respecto a junio, y acumulan en los primeros siete meses del año una caída de 3% con relación a igual lapso de 2020, informó el Consorcio de Exportadores de Carnes Argentinas (ABC, por sus siglas en inglés).

De acuerdo a datos provisorios y parciales proporcionados por el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec), precisó el ABC, en julio de 2021 las exportaciones de carnes bovinas sumaron 36.000 toneladas peso producto, equivalentes a 50.700 toneladas peso res. Esto representó “una ligera baja del 1% comparando con el volumen embarcado el mes anterior, que había experimentado una caída del 42% como consecuencia de las medidas adoptadas”, agregó la entidad.

El valor total facturado en julio fue de USD 193 millones, 16% menos que en julio de 2020 y “una de las cifras más bajas de los últimos dos años”, señaló el ABC en su informe.

En ese marco, indicó que China mantuvo su liderazgo, aunque cedió considerablemente en su participación: pasó del 77% exportado en junio al 67% en julio.

En tanto, remarcó que en los primeros siete meses del año en curso, se han embarcado 470 mil toneladas peso res, mientras que el total facturado fue de USD 1.451 millones, 3% y 5%, por debajo de las verificadas en igual lapso de 2020″.

Entre enero y julio de este año se destinó a China un total de 255 mil toneladas peso producto, equivalentes a 353 mil toneladas peso res, tres cuartas del total de las exportaciones argentinas de carnes bovinas.

La firmeza de los embarques a este destino hasta la aplicación de las medidas determinó un aumento de 4% al comparar con igual lapso de 2020 mientras que el total facturado se redujo 8 por ciento.

”A partir de junio, las estadísticas de exportación han reflejado claramente el impacto del decreto 408/2021″, resaltó el ABC. Cabe destacar que el decreto estipuló restricciones a las exportaciones de carne, un cepo que continúa vigente y limita las ventas externas del producto al 50% del volumen registrado el año pasado.

En tanto, destacó que los embarques de junio acusaron el impacto inicial: hubo una importante caída en las ventas de carnes congeladas, con y sin hueso, acompañada por una reducción considerable en el rubro de las carnes enfriadas, especialmente Chile y la Unión Europea.

“Si bien el total exportado fue similar, reflejó una nueva baja en las carnes congeladas que fue compensada por un mayor tonelaje de carnes enfriadas”, indicó el trabajo.

”El cumplimiento de los contingentes arancelarios de la Unión Europea, no afectados por las restricciones, así como también, el aumento de las ventas a Chile y Estados Unidos, fueron responsables de este cambio”, alertó Mario Ravettino, presidente del ABC. (Fuente: Infobae)