Fuerte desplome de la fabricación de maquinaria agrícola

Los últimos datos provistos por el INDEC arrojaron que la industria manufacturera sufrió un derrumbe interanual de 21,2% en marzo. La fabricación de maquinaria agrícola es uno de los rubros que explica la crisis, afectada, según representantes del sector, por el desplome de toda la economía, la falta de incentivos a la producción local y la baja rentabilidad de los productores agropecuarios.

En el primer trimestre de 2024 la industria nacional se vio duramente golpeada debido a un combo letal que incluyó una menor capacidad de demanda interna, trabas a las importaciones y, en consecuencia, una contracción generalizada de que impactó en la actividad económica en general, con números que no se veían desde la caída de la convertibilidad en 2001/2002.

De los cinco rubros con mayor peso en el Índice de Producción Industrial (IPI) del INDEC, los más afectados en marzo fueron el de Industrias metálicas básicas y el de vestimenta, con caídas del 34% y del 21,3%, respectivamente.

Situación de las industrias metálicas básicas

En el caso de las industrias metálicas básicas, la principal incidencia negativa fue la del rubro siderúrgico que presentó una baja anual del 47,3%. La Cámara Argentina del Acero explicó que la pobre performance fue causada fundamentalmente por una menor demanda de sectores como la construcción, el automotriz, y los fabricantes de maquinarias y equipos.

Precisamente, el segmento de maquinaria y equipo tuvo una producción casi 38% inferior a la del mismo mes de 2023. En este caso, la principal incidencia negativa la aportó la maquinaria agrícola, con una actividad que se redujo casi a la mitad respecto del año pasado.

En la misma línea, el Departamento de Estudios Económicos de la Asociación de Industriales Metalúrgicos de la República Argentina (Adimra) informó que el sector de la maquinaria agrícola cayó 15,2% interanual en abril y 66,9% en el primer cuatrimestre.

Referentes del sector aseguraron que esto respondió, por un lado, a inconvenientes en el acceso a componentes importados por dificultades en el pago a proveedores del exterior, como así también a una contracción en la demanda interna.

Además, desde la Cámara Argentina de Fabricantes de Maquinaria Agrícola (Cafma) advirtieron sobre posibles reducciones de la jornada laboral y no renovación de contratas debido a un escenario con ventas muy bajas y ausencia de una política industrial por parte del Gobierno de Javier Milei que brinde una perspectiva alentadora de cara a los próximos meses.

De acuerdo con lo que sostiene la cámara, los productores agropecuarios hoy tienen una baja rentabilidad y perciben caros los precios de la maquinaria agrícola. Con vistas a una salida de la crisis, en Cafma proponen que parte de las retenciones se destine a la compra de productos de la industria nacional.

Fuente: Ámbito