La medida anunciada por el Gobierno nacional este lunes generó un profundo malestar y preocupación en todo el sector productivo • Desde Federación Agraria (FAA) de Entre Ríos se refirieron a la medida con un tono crítico y recordaron que entre 2006 y 2015, con una medida similar, el país perdió alrededor de 11 millones de cabezas con una fuerte liquidación de vientres.

“Lamentablemente el Gobierno vuelve a cometer errores del pasado. El cierre de las exportaciones no va a generar ningún alivio, sino todo lo contrario. Generará incertidumbre en el mercado interno y en el externo”, aseguró el presidente de la Federación Agraria Argentina, Elvio Guía respecto de la medida que prohíbe las exportaciones por 30 días anunciada este lunes por el presidente Alberto Fernández.

En ese sentido, admitió que el anuncio genera “un malestar innecesario”: “Desde la Mesa de Enlace hemos hecho todo lo posible para llegar a un diálogo franco y sincero, que no se ha dado. Esto no solo erosiona la confianza de los productores, sino que erosiona la confianza de todos en una medida que se tomó entre gallos y medianoche”, lamentó al tiempo que confirmó la realización de una medida de fuerza por ocho días.

El cese a la comercialización de todas las categorías de hacienda vacuna anunciado en respuesta a la medida del Gobierno nacional iniciará este jueves y se extenderá hasta el próximo 28 de mayo.

Por su parte, el presidente de la filial Gualeguaychú de la FAA, Matías Martiarena, recordó que una medida similar fue aplicada en 2006 que tuvo como consecuencia una pérdida de entre 11 y 12 millones de cabezas. Según explicó, la carne hoy tiene el valor que tiene “por una cuestión de oferta y demanda”.

“La decisión que tomó el Gobierno nacional se da en un momento en el que la ganadería en la provincia venía repuntando y compitiendo, dependiendo del manejo, con la soja. Es una producción que genera mano de obra, arraiga a la gente en el campo”, lamentó Martiarena.

“Con el argumento de querer cuidar la mesa de los argentinos, el Gobierno metió mal la mano. Esto se resuelve mejorando el poder adquisitivo de los consumidores. El impacto de la medida va a ser muy negativo. Lo digo con la certeza de algo que ya vivimos. Si se cierran las exportaciones el productor deja de retener vientres. Rechazamos de cuajo esta medida”, finalizó. (Fuente: APF)